Nuestra Semana Mayor

Pese a los intentos de algunos que se creen “progresistas” y que no admiten que las manifestaciones de fe se puedan realizar, digo las cristianas porque a las de otras religiones casi las adoran, esas manifestaciones estarán en su cenit en esta Semana Mayor que comienza con un Domingo de ramos, de palmas y hosannas y finaliza con un Domingo de Resurrección.

Este domingo comienza nuestra Semana Mayor porque realmente podemos decir que es el periodo de tiempo en el que Ferrol , la Ferrolterra de Álvaro Paradela, goza de esa mayoría, de unos días de esplendor en lo religioso, en lo cultural, en lo turístico.

Ferrol se viste de gala como anfitrión del sentir semanasantero, Ferrol se viste de luz y la ciudad llega a poner el cartel de ” a tope” con los muchos visitantes que hasta aquí acuden para presenciar nuestros desfiles procesionales.

Si, nuestra Semanan Santa, nuestros desfiles procesionales, nuestros porque son la demostración del buen sentir y del buen hacer de una tradición de hace años que unos grupos de ferrolanos mantienen vivos.

Es momento de agradecer, al principio y no al final, la labor desempeñada por la Junta Gde Cofradías y Hermandades, de esos grupos de personas que laboran año a año, como son las juntas de gobierno, los cofrades, los portadores, los miembros de las agrupaciones musicales. A TODOS ese agradecimiento por ayudar a hacer ciudad y a demostrar que con el esfuerzo, con la entrega, se pueden hacer muchas cosas buenas por nuestro Ferroliño.

Si, estamos en nuestra Semana Mayor, en la que creyentes y no creyentes salen a las calles a contemplar los pasos, los “tronos” llevados a hombros por jóvenes, chicos y chicas, que soportan el peso como si la pluma de un ave se posara sobre ellos.

Portadores, principales ejes de las cofradías, los que “sacan a pasear los tronos acompasados por el sonido de las agrupaciones musicales, “.

Son jornadas de amor fraterno, de olvidarse de las intransigencias, de “los malos rollos” , y que desearíamos que se extendieran a todas los días del año.

Desde estas líneas trazadas a “toda mecha”… el ánimo a los lectores para que acudan a nuestros desfiles procesionales, para que con su presencia se pueda demostrar que efectivamente la ciudad vibra de entusiasmo ante unos días en los que se recuerda como Alguien se entrega por amor ante una Cruz por la salvación de los demás.

Ya estamos en nuestra Semana Mayor, un año mas, y por muchos.
Y permítanme una licencia, que este comentario que me acerca a los lectores, finalice hoy con unos versos de un poeta, Mariano Padilla, como homenaje a “una Virgen inolvidable”, “la Virgen Blanca” a la que muchos  antiguos alumnos del Tirso recordamos.
“Imploro mirando al Cielo
cuando en su trono se acerca
portada por almas blancas,
y de los ojos de todos
brotan lágrimas amargas,
saliendo de las gargantas
mil piropos a su Virgen,
la mas bella, la mas blanca”.

Desde Ultramar.
Pedro Sanz-Director

Lea también

La Iglesia ante la 51 Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales

“Comunicar esperanza y confianza en nuestros tiempos” es el lema del mensaje del Papa Francisco …

2 comentarios

  1. No me va ni nos van las Cosas bien…
    Es una verdadera pena que a este como dice Ferroliño nadie tan siquiera se Alcalde lo enderece…
    …Que sera del… De aquu a un tiempo… Desde Aqui a unos años…

  2. Cuando la Semana Santa se convierte en un gran negocio para la ciudad.
    Y en ese negocio la “Fe” queda en un segundo plano y se convierte en la excusa perfecta para disfrutar de unos días de descanso.
    Para finalizar como dijo un filósofo anónimo:
    “Todos somos creyentes según sean nuestras necesidades”.