Ares aleja en Ondarroa los fantasmas del descenso directo

Santa Olalla de Lubre antes de competir – Jorge Martínez

(Jorge Martínez) Después de una semana de parón, este fin de semana se retomaba la actividad en la Liga Eusko Label – ACT de traineras. Las localidades vascas de Hondarribia y Ondarroa albergaban dos regatas en los que Ares conocieron las dos caras de la moneda.

El sábado en Hondarribia la trainera aresana vivió una jornada para aprender y olvidar. La Santa Olalla fue última en su tanda y en la general. Tras un primer largo magnífico, los aresanos quedaban enganchados en la primera ciaboga rompiendo un remo. Para colmo de males, en la tercera ciaboga les volvía a pasar lo mismo, quedando descolgados por detrás de Astillero, San Pedro y una trainera de Cabo de Cruz que se hacía con la tanda.

En la tanda intermedia, dominio de Zierbena que llegaba a la meta por delante de San Juan, Tirán y Ondarroa.

En la tanda de honor, Kaiku realizaba peor tiempo que Zierbena en la anterior tanda, perdiendo el cuarto lugar. En tercera posición entraba Orio. En la clásica lucha por la victoria, Bermeo Urdaibai superaba a Hondarribia en su propia casa y se adjudicaba la Hondarribiko XXX Bandera – GP Mapfre.

El domingo la caravana llegaba a Ondarroa, una localidad muy vinculada con Ares, ya que durante varios años fueron muchos los aresanos que emigraron a esta localidad para trabajar allí. Una ciudad hermana que le traería suerte a los de Ares. La Santa Olalla luchó hasta el último largo con San Pedro por ganar una tanda que finalmente se adjudicaron los vascos. Ares fue segunda, por delante de Cabo y de una descolgada Astillero. Los aresanos, se situaban en el décimo lugar de la regata, provisionalmente.

Las buenas noticias seguirían llegando para Ares en una segunda tanda en la que vencía Zierbena, por delante de San Juan, Ondarroa y Tirán. Estas dos últimas tripulaciones marcaban peor tiempo que Ares, por lo que la Santa Olalla se situaba en una octava posición que ya sería la definitiva en esta gran regata.

En la tanda de honor, Kaiku se descolgó desde el principio, aunque esta vez si que pudo conseguir la cuarta plaza. Orio, Hondarribia y Urdaibai lucharon parejos hasta la última ciaboga, donde los de Orio se engancharon en la bolla y perdieron mucho sus opciones de victoria. En el emocionante largo final, Urdabai volvió a vencer a Hondarribia, abriendo así una pequeña brecha de cinco puntos entre ellos en la cabeza de la clasificación general.

En resumen, gran fin de semana para Ares ya que aumentó su ventaja con el último clasificado, Astillero, en tres puntos. Ya son 12 puntos los que le saca la Santa Olalla de Ares a la San José de Astillero. Quedan cuatro regatas puntuables para los equipos de la zona baja. Cuatro regatas en las que solo una catástrofe provocaría que Ares perdiera la posibilidad de disputar el playoff de descenso y que Astillero no perdiera la categoría directamente.

El próximo fin de semana, por primera vez en esta temporada, habrá dos regatas en el mismo lugar. La ciudad guipuzcoana de Zarautz albergará dos regatas que pueden aclarar muchas cosas en esta liga Eusko – Label. Ares no estará sola en Zarautz, ya que una expedición de 40-50 aresan@s estarán allí animándolos todo el fin de semana, en una excursión organizada por el Club de Remo de Ares. De la misma manera, Galicia Ártabra estará también en Zarautz para contaros in situ lo que allí suceda.

Lea también

Adri logra la victoria con España ante Angola en el Mundial de Lituania

Acabó la fase de grupos del Mundial de Lituania para la selección española y lo …