Los trabajadores de Leche Celta (Pontedeume) irán a la huelga ante el bloqueo de las negociacion del convenio colectivo

El Comité de Leche Celta SLU compareció en la mañana de este miércoles en rueda de prensa para anunciar la convocatoria de huelga en las instalaciones de Andrade (Pontedeume) a partir del próximo lunes, 23 de octubre, para rechazar el bloqueo de la negociación del convenio colectivo por parte de la empresa. Coincidiendo con la huelga, el personal desarrollará una concentración permanente delante de la factoría.

Los paros laborales se iniciarán el lunes 23, en horario de 12 a 16 horas, y tendrán continuidad en las semanas siguientes sumando cada vez una jornada de huelga a mayores hasta el  2 de diciembre. Si para esa fecha no se han producido avances significativos en la negociación, el comité no descarta endurecer las medidas de presión y ampliar la convocatoria de paros.

El personal de Leche Celta SLU está regido en la actualidad por el convenio estatal de industrias lácteas y después de mucho batallar, la representación social consiguió el pasado año que la empresa había sentado a negociar un convenio propio que había dignificado las condiciones salariales y sociales de las cerca de 180 trabajadoras y trabajadores de esta planta.

Sin embargo, explica Francisco Xabier Cartelle, Secretario Confederal de Empleo de la CIG, transcurrieron los meses sin que se haya producido ningún avance, ya que la dirección de manera sistemática hace propuestas salariales ridículas. «Hasta el punto de que estamos en una situación de enquistamiento de la negociación», denuncia. En este sentido, Cartelle apunta que alrededor del 70% del personal de Leche Celta es mileurista y lo que se demanda en la plataforma social «es un incremento de los salarios que los convierta en salarios dignos». Junto a esto, una cláusula de revisión que garantice que si el convenio estatal sube por encima del incremento pactado, se aplicaría el incremento del convenio estatal más el 1,5% .

Sobre la cuantía que se reivindica, Cartelle subrayó que «esta subida está basada en los números que desprenden las cuentas de la empresa, que en los últimos ejercicios obtuvo beneficios millonarios. Pero de estas ganancias las trabajadoras y trabajadores no vieron un euro«. De hecho, el sindicalista denuncia que mientras los costes salariales del plantel descendieron un 0.4% «el dinero destinado a pagar los sueldos de alta dirección aumentaron un 3.5%».

Además, apunta, «Leche Celta gasta un 36.9% más en publicidad que en gastos de personal«, en una estrategia de comunicación que entienden resulta ineficiente y poco visible.
Junto a la cuestión económica, la propuesta sindical para el convenio de empresa recoge también mejoras sociales relativas a la distribución de la jornada, licencias, etc. «Pero comenzamos por el aspecto económico porque nos parece fundamental conseguir una mejora de los salarios«, afirma Francisco Cartelle.
Así las cosas, ante el bloqueo de la negociación, el comité acordó convocar esta primera jornada de movilizaciones que comienzan el lunes y seguirá los días 30 y 31 de octubre, 6, 7 y 8 de noviembre, y así sucesivamente hasta lo 2 de diciembre.

Lea también

Aula de la Naturaleza-Punto de Atención y Centro de Recursos Solidarios Narón apuestan por el reciclaje

Los niños del aula de la Naturaleza-Punto de Atención a la Infancia inician este miércoles, …