Libro de Chencho Arias

Julia María Dopico Vale

“Yo siempre creí que los diplomáticos eran unos mamones”. No lo digo yo si no el título del libro de uno de los más relevantes diplomáticos de la democracia española, Inocencio F. Arias, almeriense de trayectoria universal cuya carrera diplomática le lleva a Bolivia, Argelia, Portugal…a dirigir la Oficina de Información Diplomática en el Ministerio de Asuntos Exteriores, a representar a España ante las Naciones Unidas y a ser embajador ante la ONU.

Todo un mundo de valiosas experiencias que permiten al autor reflejar incomparable perspectiva del mundo político de los últimos 50 años con una visión clara, precisa, certera sumándose el tono entretenido, humorístico y anecdótico que le convierte en un excelente conferenciante de gran popularidad y poder de convocatoria como pudimos comprobar en el acto de presentación del libro en la tarde del jueves en el Auditorio de Abanca, en donde el autor, acompañado de Francisco Vázquez, al que le unen lazos de afecto, amistad y coincidencia tanto en el análisis de la vida cotidiana como en la trascendente y al que la ciudad de A Coruña debe muchas cosas, entre ellas y llevándolo al terreno musical que conduce siempre la dirección de mis líneas, la creación de la OSG o la del Palacio de la Ópera, donde acabamos de disfrutar la representación de “Il Pirata” de Bellini con éxito clamoroso.

Más que llamativo pues el título (por la propia condición diplomática del autor y de su presentador, Paco Vázquez, hasta hace poco embajador en el Vaticano, donde se ejerce una de las más influyentes y respetadas diplomacias del mundo) de un libro que habla de política pero también de cine, fútbol o encuentros con múltiples personajes a través de un verbo provocador y un profundo conocimiento, aquí está la obra, un testimonio de primera y manantial de experiencia para las nuevas generaciones.

Lea también

De igrexas abandonadas e romarías esquecidas

Outro fin de semana no que, por obrigada costume, os compañeiros da A.C. Ferrolterra Antiga …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *