Jueves Santo-Miles de personas contemplaron el desfile procesional del Cristo de la Misericordia y Virgen de la Piedad

(Reportaje gráfico Galicia Ártabra)-En la noche de este Jueves Santo se ha celebrado el desfile procesional,  muy tradicional en nuestra ciudad, del Cristo de la Misericordia y María Santísima de la Piedad. Una procesión que parece un museo en la que se muestra el arte y buen hacer de los imagineros y el fervor y religiosidad de los cofrades. Arte y Fe se unen en esta procesión que ha recorrido las calles del centro de la ciudad, el barrio de A Magdalena. El buen tiempo contribuyó a que las calles del recorrido del desfile procesional estuvieran abarrotadas de ciudadanos.

A las once de la noche dio comienzo la procesión del Cristo de la Misericordia y María Santísima de la Piedad, que ofrece con sus imágenes un breve resumen de la pasión del Señor. La procesión del Cristo de la Misericordia fue la primera en la que participaron cofrades de hábito y con las características de la moderna Semana Santa Ferrolana.

En esta procesión figuraba en primer lugar el paso de la Oración en el huerto. Imagen adquirida por el Ayuntamiento ferrolano en los talleres de Arte sacro de Olot en el año 1954.


Seguía el paso de Jesús Cautivo, talla de Fernando Murciano Abad, de 2008. Figuraban también un guardia del templo, adquirida a una hermandad de Guadix y un centurión romano. El paso, plateado, iba adornado con claveles rojos.


Nuestro Padre Jesús Nazareno. Obra de madera de caoba tallada y policromada realizada en el año 1863 por Francisco Florencio Guerra Felipe. La ornamentación floral del trono, una magnífica obra en caoba, consistió en iris morados.

Cristo de la Misericordia. Es una hermosa talla procedente de los talleres sevillanos del afamado escultor Manuel Romero Benitez. Fue adquirida hace 20 años para sustituir a la primitiva a la que se decidió retirar de procesionar. El trono, plateado, iba adornado con flores rojas. Le daban escolta una escuadra de gastadores de la Brilat, con guiones y banda de música.
En esta procesión, el Cristo de la Misercordia estrenó la nueva cruz de forma arbórea que fue sufragada con las donaciones de portadores, cofrades y personas anónimas. Se hizo en Sevilla, en madera de cedro, y es de sección circular, diferente a la anterior, con cantoneras plateadas realizadas por el orfebre Antonio José Medina Vallecillo

En la presidencia figuraban el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feij´´o, el diputado gallego y ex conselleiro de Política Social, José Manuel Rey Varela; mandos de la Brilat,; el presidente de la Cordinadora de Cofradías, César Carreño; así como numerosas autoridades civiles y militares y medallas de oro de la Cofradía.

Cristo Penitencial. Acompañando a su Cristo iba el tercio de la Penitencia portando pesadas cruces que arrastraban por las calles ferrolanas imitando el paso de Nuestro Señor camino del Calvario

Finalmente cerraba la procesión la bella imagen de la Piedad, en trono de palio lacado en azul con ornamentos plateados, y adornado con rosas blancas. Esta imagen va acompañada por sus cofrades, todas mujeres mayores de edad. La imagen de la Virgen, también llamada del Mayor Dolor es una talla de madera policromada de autor anónimo y datada en el siglo XVII. Vestía un traje de satén bordado en seda , babero y toca de encaje de blondas. El manto de terciopelo de Lión, color azul, con aplicaciones de plata está rematado por una mantilla de hilo de plata realizada en los talleres sevillanos de Fernando de la Poza. La Virgen está coronada por una pieza de plata de estilo imperial .El «paso» era acompañado por una escolta del Tercio del Norte.
La música de este desfile estuvo a cargo de la Agrupación Musical Cristo de la Buena Muerte, la Agrupación Musical Virgen de la Amargura, la Banda Ferrol de la Cofradía de Dolores, la banda de la Brilat y la Banda Ferrolá de Música.


Al finalizar la procesión, que recorrió las calles de Méndez Núñez, María, Arce, Magdalena, Carmen, Real, y Méndez Núñez, los componentes de la Brilat cantaron al Cristo y a la Virgen «La muerte no es el final» y «Una Madre no se cansa de esperar». Numerosísimas personas, varios millares, se dieron cita en la finalización del desfile procesional y premiaban con continuos aplausos la retirada de las imágenes, bailadas por los portadores, y las interpretaciones de los miembros de la Brilat.

Lea también

O concelleiro de Seguridade presentou o dispositivo de seguridade para as festas

O concelleiro de Seguridade e Tráfico, Germán Costoya, xunto con el xefe da Policía Local, …