La construcción del aparcamiento municipal del CHUF comenzará a principios de la próxima semana

El concejal de Urbanismo, Julián Reina, mantuvo esta mañana sendas reuniones telemáticas con técnicos municipales y con los responsables de las obras del aparcamiento que el Concello va a construir en el entorno del CHUF, por una parte, y de la rehabilitación de envolventes del edificio situado en los números 1 y 2 de la calle Ares, en Recimil, por otra. Estos encuentros sirvieron para coordinar el inicio de los trabajos. En el caso de los de la calle Ares, se producirá en los próximos días. El comienzo de los del aparcamiento está previsto para el próximo martes, cuando Reina visitará la zona y se firmará el acta de inicio. Según acordaron Concello y empresas, se celebrarán reuniones semanales de seguimiento de las obras.

La aprobación del plan de seguridad y salud de la obra del aparcamiento municipal del CHUF el pasado lunes en Junta de Gobierno Local dejó lista la tramitación de estos trabajos que fueron adjudicados por 241.300 euros (IVA incluido). La superficie sobre la que se actuará es de 4.220 metros cuadrados, dentro de una parcela municipal de mucha más extensión, la mayor parte de la cuál es una zona de monte en la que no se va a intervenir. El acceso se situará en la calle Hermandad de Doadores de Sangue.

El número de plazas que se contempla es de 123, cuatro de las cuales serán reservadas para personas con movilidad reducida. También habrá una zona de aparcamiento para motocicletas en las cercanías del acceso. Dado que se prevé que las instalaciones sean empleadas habitualmente por personas mayores o con dificultades físicas, las plazas para estacionar serán amplias, de 2,80 x 4,90 metros, de manera que se les facilite a los usuarios a entrada y salida de los vehículos. Entre las filas de aparcamientos habrá un espacio seguro conectado con una acera que recorrerá la zona norte de la parcela hasta la salida.

Los carriles de circulación se pavimentarán con microaglomerado asfáltico aplicado en caliente. Será de color tierra para facilitar la integración en el entorno. Las plazas de estacionamiento se ejecutarán con losetas tipo césped prefabricadas de hormigón, también de color arena o similar, de manera que permitan el nacimiento de la hierba en su interior, el cual ayudará a integrar el aparcamiento en el resto de la parcela y servirá de drenaje de las aguas pluviales. También se van a plantar árboles que en el futuro den sombra a los vehículos. Serán de las mismas especies existentes en el entorno: robles y abedules.

Recuperación de Recimil

Los trabajos de rehabilitación de envolventes de los bloques 1 y 2 de la calle Ares tienen un plazo de ejecución de tres meses y suponen para el Concello dar continuidad a la recuperación del barrio de Recimil, a lo que se destinaron buena parte de las inversiones financieramente sostenibles de este año. Fueron adjudicados por 282.885,50 euros (IVA incluido) y van a suponer una importante mejora en los bloques de viviendas a los que afectan. Complementarán a los ya acometidos en las calles 10 de Marzal y Narón, así como los de la calle Betanzos, que comenzaron el mes pasado y se van a llevar a cabo en paralelo. Para el futuro, significarán también una drástica reducción de las labores de mantenimiento en los edificios.

La de la calle Ares es una de las tres obras que se van a ejecutar este año en Recimil con cargo a las inversiones financieramente sostenibles y que suponen aproximadamente dos terceras partes de estos fondos procedentes del superávit de las cuentas municipales. Sumada a la rehabilitación de las envolventes de los números 1 a 2 de la calle Betanzos y a la renovación de la red de pluviales en la parte del barrio que da a la plaza de España, comprenderá un gasto de aproximadamente dos millones de euros. Con estas actuaciones se le da continuidad a la rehabilitación del primero parque de vivienda pública de Galicia y uno de los primeros de España.

Las obras de Ares 1-2 consistirán en la intervención en las cubiertas mediante la retirada de elementos afectados por insectos gilófagos, humedades y hongos para sustituirlos por una nueva estructura, sobre la que se formarán nuevas vertientes, con subestrutura y tablero de madera, placas de aislamiento térmico, lámina impermeabilizante y teja plana sobre doble rastrel. El nuevo canal se situará en el borde del alero y tendrá sección rectangular. Desaguará en las bajantes en el mismo lugar que el actual y ambos elementos serán de zinc.

En las fachadas se instalará un sistema integral tipo SATE, compuesto de aislamiento por el exterior de la hoja de cierre y con un acabado uniforme. Las carpinterías exteriores principales serán de aluminio lacado en blanco en dos hojas abatibles (exceptuando las de menores dimensiones, que contarán con una sola), con rotura de puente térmico y vidrio doble con cámara.

Como medidas complementarias a la mejora de la envolvente del edificio, se proyectan otras, como la reconstrucción de las chimeneas originales colocando finales nuevos para una mejora en la ventilación, la ventilación del espacio bajo cubierta, la salida a cubierta para mantenimiento, la colocación de antena colectiva de captación de radio y televisión para todo el edificio, la iluminación natural y artificial del espacio bajo cubierta, la instalación de una línea de vida en la cubierta, la mejora de accesos al bajo cubierta por trapelas con barrera antifuego situadas en la parte superior de las escaleras en cada portal, la colocación de una aireación a la baijante de los baños de las viviendas, el soterrado de los cables y la reubicación de las entradas del gas.

Lea también

Covid 19-Área Ferrol (29-IX)-Continúa descendiendo el numero de «activos». Un ingresado en la UCI

Según informó el Sergas en la mañana de este martes el número de personas afectadas, …