CC.OO acusa al Gobierno de tratar a Navantia como «un chiringuito privado»

La sección sindical de CC.OO en Navantia Ferrol ha acusado al Gobierno de tratar a Navantia como un «chiringuito privado» al colocar a políticos «con salarios desorbitados» y que «nada conocen» de la gestión de la empresa.

Así lo señala en un comunicado remitido a los medios, en el que traslada su «más profunda decepción e indignación» con la gestión de la empresa pública por parte del Ejecutivo estatal.

Tercer cambio en menos de tres años

El sindicato considera que el anuncio del cambio de la actual presidente, «el tercero en menos de tres años», es «síntoma» de que «el actual gobierno no tiene intención de abordar los problemas» que asfixian a Navatia.

«Las personas que trabajamos en Navantia hemos hecho un gran esfuerzo por negociar un plan industrial en el año 2018 que garantizara el futuro de nuestra empresa y de nuestras comarcas pero, sin un cambio de rumbo como el que se planteaba en aquel momento, no tardaremos en volver a la situación catastrófica«, señala CC.OO.

Calamitosa situación económica

El sindicato recuerda que lleva tiempo denunciando el «deterioro» en los procesos productivos, de las relaciones laborales, así como la «calamitosa situación económica» de una empresa que genera más de 38.000 puestos de trabajo en el conjunto del Estado.

«Lejos de acometer estos problemas, el actual gobierno está utilizando a nuestra empresa como su chiringuito privado, colocando políticos y políticas con salarios desorbitados, que nada conocen de cómo se gestiona una empresa como la nuestra y lo único que hacen es reafirmar a las actuales direcciones corporativas, que son el auténtico cáncer de Navantia«, subraya.

Además, el sindicato crítica que se pasase del diseño y fabricación de los productos a «multiplicar por tres o por cuatro» la subcontratación al tiempo que la plantilla principal se redujo a «menos de la mitad». «Quien apostó por este modelo de subcontratación, por el modelo fracasado de gestión PUMA, o quienes eran responsables industriales durante programas como el S-80 o los actuales AAORes, no deberían seguir decidiendo el futuro de tantos miles de familias», sostiene.

Frente a ello, CC.OO crítica que estos responsables sigan «perpetuándose» en sus puestos y exigen que la presidencia sea ocupada por «alguien relacionado con el sector naval», que conozca los procesos.

«Lo absolutamente necesario es cambiar al comité de dirección, pues quienes trajeron a Navantia a esta situación y continúan con sus planteamientos, por muy fracasados que se demuestren, no deberían continuar en sus responsabilidades», incide.

Lea también

Ricardo Domínguez, nuevo presidente de Navantia. Es el tercer ingeniero agrónomo que ocupa este cargo

El consejo de administración de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) ha nombrado consejero …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *