El piano de Galicia

Julia Mª Dopico Vale

Una vez más, una de nuestras pianistas de mayor proyección internacional, Isabel Pérez Dobarro, puso en valor con rigor la creación musical de Galicia con su magnífico concierto incluido en el XXIII Ciclo Conciertos de Otoño en el Museo de Bellas Artes de A Coruña presentando un programa configurado íntegramente por compositores gallegos y haciendo gala de una excelente técnica y exquisita sensibilidad.

Música de los históricos Marcial del Adalid con su Lamento Op. 9, que nos recuerda al mejor piano romántico de Chopin y Eugenia Osterberger, también conocida como Mme. Saunier, cuya obra resulta más desconocida por el hecho de “ser mujer en un mundo de hombres” de la que sonó la Polonesa n.1 y los estrenos absolutos del Alalá das paixóns verticais de Carme Rodríguez, impregnado de evocaciones galaicas como también ocurre en el Galician Fancy de Octavio Vázquez y su música directa e impactante, intensa y enérgica, sumándose la contemporaneidad de las creaciones de Manuel Comesaña con El último Cuento, incluido en sus conocidos Cuentos Lidios, creando atmósferas subjetivas y sugerentes, el En-Re-Do de Margarita Viso, una pieza construida sobre la disonancia del intervalo de segunda, el arreglo de Carmen Díez sobre el clásico Negra Sombra, la Fantasía sobre un tema popular de Juan Durán, en la que el autor una vez más recrea melodías vivas en nuestro acervo cultural otorgándoles un nuevo relieve y mi propia obra, Meniña Balteira, estrenada en Denver durante la celebración del III Simposio de Estudos
Galegos en EE.UU por la propia Isabel Dobarro que supo desentrañar de sus compases su carácter evocador y legendario.  Un concierto enriquecido por la interesante aproximación a cada una de las obras, de compromiso con las mujeres compositoras y también “coa nosa galeguidade”, ofreciendo facetas creativas poliédricas de una realidad artística cada vez más amplia y diversa.

 

Lea también

Sabores ártabros-Chocolate con churros

José Perales Garat Tal vez una de las cosas que más unen a las familias …