Aspectos colaterales de la Semana Santa de Ferrol

burgoa-211114jjburgoa@hotmail.com-TIRANDO A DAR

Los exégetas de turno ya se encargan de destacar los aspectos centrales de la Semana Santa de Ferrol, que constituye una indudable seña de identidad de la ciudad en sus aspectos religiosos, culturales y costumbristas, además de un recurso turístico cada vez más importante. En esta ocasión nos referimos a algunos aspectos colaterales de la misma.

Varias exposiciones marcaron previamente la Semana Santa. Debe resaltarse el interés de la presentada por la Cofradía del Santo Entierro en la Exposición de la Construcción Naval de Herrerías. Un interés aminorado por el hecho de que el edificio de Herrerías se encuentra aislado de la ciudad por la carretera de circunvalación y una Alameda en obras permanentes.

No se eligió el lugar más adecuado para una exposición de estas características. El noble espacio de las altas bóvedas de Herrerías le ha quedado demasiado grande a una muestra cuyo interés y características demandaban un espacio mas íntimo y recoleto. La Sala de Proyectos del Centro Cultural Municipal de la calle del Hospital pudo ser el lugar idóneo para ello, pero los caminos por los que transita la Concejalía de Cultura de Ferrol son inescrutables.

burgoa-4-4-1

Otras exposiciones de las cofradías de Semana Santa, más sencillas y sin excesivo interés, tuvieron lugar en locales de poca prestancia. Al menos sirvieron para poder adquirir, previo donativo, las revistas de Semana Santa y conseguir sus procesionarios. Pasados los tiempos en los que las publicaciones de la Semana Santa ferrolana (Arimathea, Ecce Homo) eran prestigiosas revistas de estudios, hoy se han convertido en simples ecos de sociedad de los priostes, prebostes, capitostes y picatostes de las cofradías.

Volvió a repetirse la petición de un Museo dedicado a la Semana Santa, por parte de algunos responsables de la misma. Debería saberse que lo que de verdad necesita Ferrol es ese imposible Museo de la Ciudad, con una parte dedicada a la Semana Santa. Con referencia a la colocación de una escultura que representa a un pequeño capuchón en un lugar tan poco adecuado como la calle Real ferrolana, lo comentamos en otro medio de comunicación.

Todo cambia para que todo siga igual; es la receta normal de este país. El cambio semántico de Coordinadora de Cofradías a Junta General, cambio mal justificado y peor entendido, no ha servido para devolver a su verdadero recorrido histórico la procesión del Cristo de los Navegantes. De esta forma, la procesión más prestigiosa y entrañable de la Semana Santa – a la que asisten el Obispo y muchos ferrolanos, pero no lo hace ningún miembro de las Cofradías – vuelve a repetir su recién inventado y poco apropiado recorrido por dentro del Arsenal ferrolano.

Ante esta ocurrencia, de la misma forma los prebostes de la Cofradía de las Angustias podrían también llevar su propia procesión por dentro de la empresa Navantia, desde luego una entidad más cerrada en todos los aspectos (materiales y inmateriales) a la urbe que la propia Armada.

cristo-navegantes-arsenal-1.4 (1)

Por lo menos en esta ocasión el “Procesionario” que edita el Concello de Ferrol este año ha reparado el “olvido calculado” del pasado año y ha incluido entre los actos de la Semana Santa la procesión del Cristo de los Navegantes, para muchos la procesión más seria y de más arraigo en la ciudad, eso sí, dándole el mismo rango que al “numerito del caballito”, ese espectáculo ecuestre que tanto apoya el Concello y que  a mayor tomadura de pelo a los ferrolanos se celebra en la desoladas instalaciones de la FIMO.

El lunes se celebra la festividad de la Virgen del Nordés, patrona de la ciudad de Ferrol. De la vergüenza de la propiedad privada y del uso particular que se está haciendo de la ermita de Chamorro, que debiera ser un bien patrimonial de los ferrolanos, si me deja la dirección de esta Galicia Ártabra Digital, escribiremos en otra ocasión.

Lea también

Sabores ártabros-Un cocido en tres horas y cuarenta minutos, más o menos

José Perales Garat Pues ya llegó el frío, sí… ¡Vaya si llegó!: Por una serie …

7 comentarios

  1. Pues ha de saber la ciudadanía que este pueblo ferrolano se le está tratando dey retrógrados pues desde la Concejalía de cultura se lo habrían cerrado en caso de haberse ubicado la exposición en La Sala de Proxectos del Torrente Ballestercomo han hecho durante esta Semana Santa con todos los Centros culturales de la ciudad. Un despropósito del cual solo una mínima parte de la ciudadanía se ha dado cuenta pero el turista SI. VARIAS HAN SIDO YA LAS RECLAMACIONES. Solo espero letras de denuncia esta que he leido referente a este tema del cual les informo.

  2. jose ignacio dapena fernandez

    El magnifico comentario de Juan J. Burgoa es digno de admirar lo mires por donde lo mires, ls Armada de hoy en día abre las puertas al turismo no a la Semana Santa, de esta manera lo que se pretende decir es que la Armada está con el pueblo y el pueblo no esta de acuerdo con la Armada, ello conlleva cuando en los años 50 en el Arsenal Militar se hacía una cabalgata de Reyes, el ejercito prestaba sus hermosos Caballos, se vestían de Reyes con sus pajes y en el antiguo Cuartelillo de Marinería con los sillones majestuosos de la Iglesia Castrense, se sentaban SS.MM. los Reyes y un príncipe vestido de paje llamaba a los niños entre los que me encontraba yo para recoger el juguete que se había pedido por carta, eso si era que la Armada estaba con el pueblo pese a quien pese

  3. Yo quisiera expresar mi opinión personal acerca de la Semana Santa y de los otros temas que menciona:

    – Creo que en general podemos sentirnos satisfechos y orgullosos de los actos en general y deberíamos agradecer a todos los que han hecho posible que este hecho religioso se convierta en un polo de atracción que ha sido citado, fotografiado y seguido en varios medios de difusión nacional.
    – Equiocio se ha consolidado como una de las atracciones de la ciudad con más visitantes, consolidándose tras dieciocho años con más de 40.000 visitantes de media.
    – Creo firmemente en la propiedad privada, que está recogida en la Constitución Española, por lo que quiero agradecer a los propietario de la Ermita de Chamorro que nunca hayan puesto impedimentos para que se celebre allí una romería multitudinaria.

    Por otra parte estoy a favor de las exposiciones temporales acerca de la Semana Santa: No creo que se pueda hacer un museo con imágenes que reciben culto de forma permanente ni con los tronos, que además de su armazón sólo cobran sentido con su decoración y portando una figura sacra.

    Creo que en Ferrol no existen fondos públicos para hacer un Museo de la Ciudad. En mi opinión sería mucho más provechoso aprovechar los Centros Culturales existentes para exponer lo que hay (que no es mucho) y lo que nos dejen, empezando por exposiciones de los grandes pintores ferrolanos. Otra cosa se convertiría en un montón de fotos, gráficos, infografías que sólo atraerían a locales. Creo que hay que ser ambiciosos y tratar de potenciar lo que ya tenemos: El Museo Naval, EXPONAV y el Museo de la SGHN.

    Me encantaría que soterraran circunvalación para permeabilizar el Centro Cultural de Herrerías con la sede de Afundación y con el Jofre, creo que ampliaría el Cantón y daría más vida a la zona.

  4. Que facil es destruir y cuanto cuesta construir. Que aportas tú a la ciudad, dar lecciones magistrales sobre cualquier tema y hablar mal, de lo que de mejor o peor manera, se hace con mucho esfuerzo y mucha ilusión. Sobran destructores y falta mas gente que aporte cosas a Ferrol.

  5. Típico artículo ferrolano, destructivo y pesimista. Siempre creí que era consecuencia del cielo gris y la lluvia fina pero pertinaz. No es así, por lo que sé el tiempo ha sido excelente, y en cambio la actitud sigue siendo la misma. Lo del «numerito del caballito» me parece una falta de ingenio impresentable en un columnista habitual-

  6. Antonio García-Lastra Perales

    Me parece increíble la crítica al recorrido de la procesión del Cristo de los Navegantes. Si ya de por sí era antes un itinerario muy bello (Espartero, San Francisco) ahora nos permite ver: Un paso cruzando, no uno, si no DOS arcos. Y entre los mismos un entorno inigualable por la arquitectura del arsenal, el mar y las F100 de fondo.

    Soy enormemente crítico con muchos aspectos de nuestra Semana Mayor, pero criticar negativamente ese detalle y la comparación con las Angustias me parecen del todo fuera de lugar. ¿Ve usted esta procesión? ¿Le afecta mucho que haya discurrido por allí?

  7. No me sorprende el tono ni las descalificaciones vertidas por el Sr. Burgoa a todo lo que tiene que ver con nuestra ciudad y sus más cuidadas tradiciones. Que habrá cosas que mejorar es evidente, pero creo que en este artículo se ha saltado varias líneas rojas para atacar a todo cuanto se le pone por delante, lo cual tampoco me sorprende. Leyendo su «estudio» sobre la fusión de Serantes y Ferrol podemos descubrir que palabrería como columnista, mucha; pero rigor en su trabajo e interés de los temas que trata, más bien poco.