Extraordinario concierto de «Limones» en el Paseo marítimo de Ares.

María Fidalgo Casares

A beneficio de Adri, el niño de Ares que sufre el Sindrome de Hunter, una dolencia de las catalogadas como enfermedades raras, se celebró un solidario y emotivo concierto en el paseo Marítimo de Ares.El tiempo acompañó y una luz dorada de atardecer dotó de una magia especial a un encuentro marcado por la música, la esperanza y los buenos sentimientos
Adrián Vilasánchez Vázquez, es un niño de tres años que padece mucopolisacaridosis de tipo 2, o Síndrome de Hunter. Se trata de «una enfermedad considerada rara porque afecta a 1 de entre cada 100.000 y 150.000 nacidos vivos»,

Mas de una centena de personas de todas las edades asistieron a uno de los conciertos más entrañables y emocionales de la temporada, un público de todas las edades que encantado de colaborar por una buena causa, asistía al último gran evento del verano aresano.

El ferrolano Santi Santos y su banda se volcaron con un auditorio que entregado, disfrutó y lo dio todo en el marco incomparable de la ría del Golfo Ártabro que parecía refulgir más hermosa que nunca.

Con generosidad, la banda «Limones» actuó cuatro horas con un pequeño descanso en el que los asistentes pudieron consumir en una pequeña barra estupendamente atendida que o también distribuyó camisetas pulseras y otros objetos solidarios.

Sin escenario…tocando a pie de calle, cual espontáneo concierto callejero, el repertorio fue muy variado en el que se entremezclaron canciones de «Limones» de toda la vida con canciones de los 80 un homenaje a Antonio Vega, a Loquillo y Enrique Urquijo. La voz de Santi Santos con el tiempo ha empastado y adquirido una gran calidez que hace muy personal cualquier versión.

«Limones» acabo su actuación con la canción Ferrol, interpretada a ritmo country y que es el auténtico himno que emociona y despierta sentimientos identitarios a los ferrolanos y casi más a los que apuraban los últimos días de vacaciones y debían marcharse a cientos de Km.

Pero el paroxismo llegó cuando interpretaron el Os Pinos maravilloso poema de Eduardo Pondal y el himno gallego oficial- el extraoficial es el Miña terra Galega de Siniestro Total. Su versión limonera ligera y popera sorprendió a todos e hizo muy asequible su seguimiento y fue coreado con entusiástico fervor.

Unas 4 horas de actuación y en el que los congregados en Ares casi en ·comunión mística· asistieron a un concierto tan sencillo como inolvidable por una gran causa .Todos por Una cura para Adri. una lección de solidaridad y de entrega

La web www.unacuraparaadri.com difunde más información al respecto.Además, existe un número de cuenta en el Banco Pastor para contribuir : ESES26 0238 8160 1106 0019 4826.

 

Lea también

Moeche-Actividades de ocio para niños y jóvenes durante las vacaciones de Navidad

Las actividades de conciliación por Navidad del Concello de Moeche se estructuran en dos grandes …