El incendio en un piso de Maniños, Fene, obligó al desalojo de todos los vecinos de las viviendas

Fot. Tráfico Ferrolterra

Pasadas las cinco y cuarto de la tarde de este domingo desde el CIAE-112 se alertó a los Bomberos de Ferrol y al Grupo de Emerxencias Supramunicipal-GES de Mugardos sobre un incendio en un tercer piso de un edificio situado en un bloque de viviendas en la carretera de La Palma,en las inmediaciones de “bombas Taca“, al lado de la panadería del “cruce”, en Maniños Fene.

Fot. Tráfico Ferrolterra

Al lugar del suceso se desplazaron además de los Bomberos y Ges efectivos de la Policía Local de Fene, Guardia Civil y de Emerxencias Sanitarias de Galicia-061 con una ambulancia asistencial. También estuvo presente el alcalde de Fene, Gumersindo Galego.

Antes de la llegada de los servicios contraincendios actuó un vecino de la zona que precisamente es un miembro del Cuerpo de Bomberos de Ferrol, y pudo entrar en la vivienda porque la puerta estaba entreabierta. El bombero se preocupó de cerrar puertas y ventanas para contrarrestar la fuerza del fuego. La puerta había quedado semiabierta porque en el interior de la vivienda cuando se inició el fuego se encontraba un niño, hijo de los residentes, y fue precisamente en su habitación en donde se inició el fuego.

Los efectivos del GES y Bomberos sofocaron el incendio, airearon la vivienda que estaba muy afectada por el humo y regaron la zona para evitar rebrotes.Previamente procedieron a cortar el suministro eléctrico

Dada la intensidad del fuego y la alta temperatura registrada quedó afectada la estructura de la placa entre el tercero y el cuarto, así como el segundo piso por la gran cantidad de agua que fue necesaria para sofocar el fuego y además de una tubería  que se agrietó con el calor. En el tercer piso además quedó prácticamente calcinada la habitación del menor, cama, armario, televisión, y otros enseres.

Se decidió el desalojo de los vecinos hasta que este lunes los técnicos municipales decidan se de nuevo pueden regresar a sus viviendas. Mientras tanto una familia ha sido alojada en un hotel y el resto son alojados en casas de sus familiares.

Una mujer, residente en una de las viviendas, fue atendida por los servicios del 061 ante un ataque de ansiedad.

El operativo se dio por finalizado pasadas las siete de la tarde.

Lea también

Trabajadores de auxiliares de Endesa abandonaron el encierro en A Coruña tras una respuesta empresarial

(EP)Representantes sindicales y trabajadores de las empresas auxiliares de la central térmica de As Pontes …