Aplazamiento del Música en Compostela

Julia Mª Dopico Vale

Durante más de sesenta años se ha mantenido la edición anual del Curso Universitario e Internacional deMúsica en Compostela” que vería su LXIII Edición entre los días 2 y 15 del próximo mes Agosto.

Alumnado procedente de todos los lugares del mundo encuentra aquí su primera cita o la cita prolongada con la música española, cuyos pentagramas se fijan esplendorosos en el curso al que se asocian nombres como los de Andrés Segovia, Esplá, Mompou, Joaquín Rodrigo, Cassadó… o los actuales de Antón García Abril, Josep María Colom, Roberto Fresco o Ashan Pillai en las distintas cátedras impartidas. Nombres que abalan el prestigio y perdurabilidad de un curso referente en su objetivo de preservar, dar a conocer y difundir nuestro patrimonio musical, convirtiendo a Compostela en sede y embajada de la música española de todos los tiempos.

Experiencia inolvidable que repetimos los asiduos participando de los intensos y fecundos períodos lectivos y de las actividades extraordinarias, abiertas al público en general y que incluyen conferencias, charlas, presentación de libros y como no podía ser de otra manera, conciertos, que generalmente se celebran en la Capilla del Hostal de los Reyes Católicos, en el Auditorio de Galicia, cuando la protagonista es la Real Filharmonía, dirigida magistralmente por el Maestro Zumalave, o en el Museo de Pontevedra.

Mas este año, todas estas ricas experiencias y emociones compartidas no van a poder ser, resultando prudente aplazar su celebración debido al Covid-19. Una situación sin precedentes en la historia de Música en Compostela como también sin precedentes resulta ser esta pandemia. Tras largas y complejas deliberaciones, la Junta Directiva del Curso ha decidido que la esperada LXIII edición tenga lugar en agosto de 2021. Esperemos pues vengan tiempos mejores que nos permitan reunirnos nuevamente entorno a la música.

 

 

Lea también

O Bólido e as festas eumesas do lendario san Cristovo

José Fonte Sardiña En Pontedeume, cando eu era novo ―foron tempos―, celebrábanse con moita fachenda …