La Diputación financia la rehabilitación de la cocina del Mosteiro de Santa Catalina de Montefaro, en Ares

La Diputación de A Coruña y el Concello de Ares invertirán 131.000 euros en las obras de reparación de la cubierta de la cocina del monasterio de Santa Catalina de Montefaro, en el ayuntamiento de Ares.

El presidente de la Diputación, Valentín González Formoso y el alcalde de Ares, Julio Iglesias Redondo, firmaron en la mañana de este lunes. día 15, el convenio por lo que el ente provincial financiará el 98% de la actuación, invirtiendo 128.855 euros, y el restante se acercará a través de fondos del Ayuntamiento.

González Formoso destacó que este acuerdo permitirá acometer una nueva obra de rehabilitación del cenobio que se suma a otras ya acometidas en los últimos años por el gobierno municipal de Julio Iglesias “para mantener y poner en valor el Monasterio de Santa Catalina de Montefaro, un valioso patrimonio para Ares y para toda la provincia de A Coruña”.

Por su parte, el alcalde agradeció el apoyo de la Diputación, que supondrá «un paso más» en la rehabilitación del cenobio.

La iniciativa permitirá reparar la cubierta de la cocina de este cenobio que data del siglo XIV, dando solución a los problemas de filtración de agua de lluvia existentes en la actualidad, y devolviendo la cubierta a su estado original, previo a la reforma militar. La solución se compondrá de una estructura de madera aserrada que se adapte correctamente al ambiente húmedo de la zona. A su vez, se instalará un tensor metálico para que las vigas funcionen de forma idónea. El forjado se realizará mediante un tablero de madera hidrófugo que será base para el aislamiento térmico y acondicionamiento acústico del lugar.

También se realizarán mejoras en el suelo de las salas. Se levantarán los baldosines cerámicos, las losetas de piedra y los recrecidos que componen la sala principal y la más pequeña para sustituirlos por un nuevo recrecido, un pavimento liso continuo de 10 mm de espesor. A su vez se eliminará la pared que divide la sala principal en dos.

Además, con el proyecto se prevé sanear la humedad que se puede apreciar en los muros del edificio. Se hará a través de un drenaje perimetral para la recogida del agua de escorrentía, evitando que ésta siga su curso fuera del alcance del muro. También se evaluará el posible incidente de las raíces de los árboles próximos, por si habían podido causar algún efecto en la cimentación de la construcción.

Por último, se destinará parte de la partida a la reparación de incidentes en las ventanas, puertas y faltas en la fachada.

Lea también

ransportistas de carbón bloquean por quinto día consecutivo las salidas de la central térmica de As Pontes

Los transportistas que durante los últimos años han abastecido de carbón a la central térmica …