La Hermandad del Santo Entierro prepara un «Gran Viernes Santo» en el que se recupera la ceremonia del Desenclavo

El Hermano Mayor del Santo Entierro, Antonio Loureiro Arias, avanzó en la mañana de este sábado, día 26,  en el transcurso de un acto celebrado en el Casino Ferrolano, cómo se desarrollará este año lo que denominó como  “gran Viernes Santo”, una jornada de intensa actividad para la Hermandad, que supone un gran esfuerzo organizativo y con la que se pretende aportar un granito de arena más al aspecto turístico de la Semana Santa pero también, y de manera muy especial, al litúrgico.

La recuperación del «Desenclavo»

La recuperación de la ceremonia del Desenclavo -una tradición de origen medieval que en Ferrol posiblemente se remonta al siglo XVII- será uno de los pilares del Viernes Santo. El Santo Entierro ha asumido el reto de volver a escenificar el descendimiento de Cristo de la Cruz, una tarea de la que hasta 1916 se ocupó la desaparecida Cofradía de las Benditas Ánimas del Purgatorio y cuya herencia espiritual recoge ahora esta Hermandad.

El acto del Desenclavo dará comienzo a las seis de la tarde, antes de la salida de la procesión. Se representará en el exterior de la concatedral de San Julián, donde se colocarán una tarima y una Cruz con la imagen del Cristo articulado que en la actualidad está situado en el baptisterio del templo. Se trata de una talla de la Escuela Castellana que ya se utilizaba en las ceremonias que se celebraban en la iglesia primitiva de San Julián, en Ferrol Vello, y que ahora volverá a protagonizar el Descendimiento.

Doce cofrades participarán directamente en la función, en la que habrá diferentes lecturas y música, aunque Loureiro no quiso desvelar los detalles del acto, para mantener intacta la emotividad del mismo. Sí apuntó que los hermanos del Santo Entierro saldrán del templo para presenciar la ceremonia y que los fieles podrán participar igualmente en la misma, ya que se reservará un espacio vallado para seguirla de cerca. El Hermano Mayor pidió disculpas por
anticipado por cualquier posible fallo que, a pesar de los ensayos, pueda cometerse ya que es la primera vez que se organiza esta ceremonia, pero se mostró confiado en que será del agrado de los ferrolanos. Con el deseo de que el buen tiempo acompañe al acto, anunció sin embargo que también está prevista la eventualidad de que llueva, en cuyo caso se trasladará a la entrada de la iglesia, protegido por los arcos.

Actos del Viernes Santo

El Viernes Santo empezará para el Santo Entierro, sin embargo, ya por la mañana. A las 11.00h dará comienzo el Vía Crucis, seguido del Sermón de las 7 Palabras, previsto para las 12.30. A las 16.30 se celebrarán los Santos Oficios, a continuación el Desenclavo -a las 18.00- y, por último, la procesión del Santo Entierro, que saldrá de San Julián a las 19.00.

Antonio Loureiro destacó que será una jornada muy especial para los 135 hermanos y hermanas de su cofradía, “que es pequeña pero con un espíritu gigante”.
Precisamente para avanzar en su transformación, hace 10 años se inició el proceso de conversión de cofradía en hermandad, con el objetivo de mantener la actividad durante todo el año manteniendo su carácter familiar.

De Cofradía a Hermandad

Comenzó con la solicitud de una Virgen para acompañar al Cristo, y así la del Rosario -que mantiene una gran vinculación con Ferrol- pasó a ser cotitular
de la hermandad. Hubo un cambio de la estructura interna, se creó una bolsa de caridad, se incrementaron los cultos y se reformaron las reglas para que quienes entraban de niños pudieran mantenerse con continuidad hasta la edad adulta. De este modo, los infantes pueden pasar después a monaguillos, acólitos, aspirantes y hermanos numerarios sin interrupción, cosa que no sucedía hasta entonces. De hecho, este año, cumplida ya la mayoría de edad, ingresará un nuevo hermano numerario que empezó como monaguillo.

También el papel de la mujer cambió. Aunque desde los años 80 las Damas del Santo Entierro salían ya en procesión, lo hacían “encasilladas” en su papel de “mujeres de negro”, recordó el Hermano Mayor. Desde hace dos años ya pueden elegir entre mantener esa indumentaria tradicional o vestir el hábito de los cofrades, algo que ha supuesto -destacó- un aliciente para las mujeres jóvenes.

Todas estas novedades suponen , concluyó Loureiro, que el futuro del Santo Entierro pueda contemplarse con mucha más esperanza que hace cuatro o cinco años.

Lea también

‘Regalarte’ celebrará su segunda feria en la Plaza de Armas de Ferrol

El Concello de Ferrol va a celebrar coincidiendo con el inicio de la temporada de Navidad …