Feijóo como Poncio Pilato

jesus varelaJesús Varela

En primer lugar vaya por delante mi solidaridad y total apoyo al comité de empresa de Navantia y a todos los trabajadores del naval de nuestra Ría. Es importante que tengamos presente que apoyar a esa gente y sus reivindicaciones, es apoyarnos a nosotros mismos y a nuestras familias. Es realmente apoyar a Ferrol y comarca. Vivimos unos momentos muy difíciles que pueden ser determinantes – yo estoy convencido de que lo van a ser – para toda Ferrolterra. Unos momentos, en los que todo apoyo a los trabajadores del sector puede incluso ser poco.

Más dicho esto, y en honor a la objetividad, tengo que decir también que la movilización – iniciada hace ya dos años, en el 2011 – llega un poco a destiempo. Las orejas se le empezaron a ver al lobo en el año 2009 y el sector “advertido” por Rumbo 21, hizo caso omiso de lo que se avecinaba. Se pecó de relajación y claro, ahora, cuando al lobo ya se le ve hasta el rabo, estamos todos de los nervios.

Ya sé que de lo que en este momento se trata es de encontrar el camino que nos garantice un poco de tranquilidad respecto al futuro más inmediato, porque estamos hablando de supervivencia, pero aunque de nada valga, en este caso, volver la vista atrás, personalmente no puedo evitarlo por los malos, muy malos, momentos que me tocaron vivir en aquellos 2009 y 2010 con Rumbo 21, intentando hacerle comprender a los sindicatos y partidos que la solución de futuro para esta comarca pasaba, inevitablemente, por romper el veto de la Unión Europea. Y ese era el camino a recorrer en aquel entonces, desde la tranquilidad reinante en el astillero, debido a la carga de trabajo existente en aquel tiempo.

poncio pilatoAhora ya no es posible la reflexión sosegada. Ahora llegó el momento de las soluciones urgentes, esas que generalmente pocas veces salen bien, precisamente por eso, por la urgencia de las mismas y consiguientemente, por la escasa reflexión que se hace en ellas. Y en ese contexto, ahora también empiezan los clásicos escaqueos y el fuego cruzado. Es el momento en el que todo el mundo quiere salvar su responsabilidad echándole toda la mierda al de enfrente. Y ahí, es en donde nos encontramos con un presidente de la Xunta que de forma descarada y en mi opinión, totalmente irresponsable, quiere eludir sus obligaciones como presidente que es de todo cuanto huela a gallego. Y en esa línea y emulando al prefecto de la provincia romana de Judea entre los años 26 y 36 d.c., Poncio Pilato, (Pilatos) dice la barbaridad de “la Xunta ni tiene un euro en Navantia ni gestiona los astilleros”, lo que equivale a decir, que como no es de su responsabilidad directa, ya nos podemos ir arreglando.

Pues no Sr. Feijoo. Vd es el presidente, para bien y para mal, de todos los gallegos, “de todos”, y por ello, a Vd le corresponde, antes que a nadie, velar por sus intereses. Los intereses de Galicia. Y en esa vía, Vd no puede ignorar el mandato que a su gobierno le dio el Parlamento de Galicia en Junio del año 2010 cuando se aprueba por unanimidad la ley 4/2010 de 23 de Junio de Fomento del Sector Naval de Galicia (presentada y defendida en el Parlamento de Galicia por Rumbo 21 en Diciembre del año 2009) por la que y hasta el momento, Vd nada hizo. Una ley, que está en vigor desde el 6 de Julio del 2010 y que recoge cosas en su artículo nº 4 como:

De conformidad con lo establecido en el Estatuto de autonomía, la Xunta de Galicia negociará con el Estado:

1º) Su participación en la gestión de las empresas públicas estatales integradas en el sector naval de Galicia que, por su naturaleza, no puedan ser objeto de traspaso.

2º) El uso de los activos de los que las empresas estatales integradas en el sector naval de Galicia sean titulares y que no estén siendo aprovechadas para la construcción, reparación, reciclaje o transformación de buques u otros artefactos flotantes.

3º) Aprovechando las gestiones ( ? ) que realice en la Unión Europea el Reino de España, que se resuelva ante ésta que las instalaciones del astillero de Navantia, en Fene, puedan dedicarse también a la construcción y a la reparación de buques civiles.

Y esto es ley Sr. Feijoo, esto es ley. ¿Cómo puede Vd, presidente, apuntar solo para Navantia y la SEPI? En Ferrolterra estamos metidos en buen lio y Vd por lo que es y representa, se tiene que involucrar en él y además, sin ningún tipo de limitaciones.

 

 

 

 

Lea también

A ponte lendaria de Xuvia no Camiño Inglés

José Fonte Sardiña Unha lenda atribúelle a Fernán Pérez de Andrade o alcume do Bo …